Portada del sitio > LITERATURA > Poesía > RITUALES PRIMITIVOS
{id_article} Imprimir este artículo Enviar este artículo a un amigo

RITUALES PRIMITIVOS

Poema que obtuvo el "PREMIO ÚNICO" en el concurso nacional de poesía "EL POETA Y SU VOZ"

Marietta Cuesta Rodriguez

Ecuador



 I
 
 
 
 VOY
 
 Guardando la luna en la cortina
 
 y viajo en un espacio de silencio
 
 para pensarte en dosis,
 
 te nombro protagonista de mis sueños
 
 en mi Puerto de Insomnios
 
 
 
 Así,
 
 ya navegante de indómita neblina,
 
 domando barcos
 
 que se confunden con albatros
 
 persiguiendo Atlántidas Prohibidas
 
 en un ojo de luz
 
 tras del oleaje que hace fluir tu voz
 
 te Pienso
 
 
 
 Tu VOZ
 
 que fue columna vertebral de mis eneros
 
 al florecer palabras de tus labios
 
 al deshilvanar sonrisa tras sonrisa
 
 al ser vertiente inacabable de mis besos.
 
 
 
 II
 
 
 
 En el taller del sol mi corazón gemido de ángel
 
 entrelaza sus manos con el fuego
 
 para modificar el recorrido de la vida
 
 
 
 Me BUSCO
 
 como entreabierto diccionario
 
 me inscribo en Eco de olas fraguando
 
 su bramido
 
 me alambico en el néctar de tu mástil
 
 me albañilo en el caos de los años
 
 me animo a revolver los no-te-olvides
 
 empapelo paredes cuyas puertas
 
 repican que no estás.
 
 
 
 Y las tembleques ideas solitarias
 
 se arrastran en el desván de monosílabos
 
 remendando recuerdos.
 
 
 
 III
 
 
 
 QUIERO encender mi polvo en un hilo de antorcha
 
 confío en el ocaso embelesado,
 
 por el rubio- escarlata de las nubes
 
 cabalgo
 
 entre dorados y entre fucsias
 
 matizo hechizos
 
 en los ojos de mis lágrimas
 
 para aliviar las sequedad del risco
 
 y endomingar de verdes garzas
 
 mi UNIVERSO.
 
 
 
 IV
 
 
 
 Me miro
 
 desde afuera
 
 mi cuerpo está dormido y, yo me veo
 
 entre la encrucijada y las espigas
 
 cayendo y levantando
 
 hay tornados de lava en mis recuerdos.
 
 
 
 Dinastiada del águila, del cóndor, de lobo
 
 de leoparda, de gacela
 
 Eros-liebre-gemido
 
 verdes-hierbas-garcíneas
 
 fui cisne seducida de un halcón
 
 águila amada en libertad y al viento
 
 viajadora entre avispas,
 
 espadañas heridas, magnolia en el desierto
 
 atupiñadas selva de gorjeos
 
 rojaialada noche peregrina
 
 campo abierto, cañada,
 
 pétalo de huracán
 
 aroma de tormenta humedecida en paz
 
 
 
 V
 
 
 
 Me adorné de senderos
 
 no sé
 
 si tuve sombras, vericuetos plateados,
 
 me incrusté en chaquiñanes con las fauces abiertas
 
 empinada en zaguaros picoteé sus frescuras
 
 visitando amancayes curtidos de promesas
 
 durmiendo entre gencianas
 
 pintándome de oro en la retama.
 
 
 
 Gacela, águila-amada.cervatillo.torcaza
 
 me pongo a disfrutar de tu mirada
 
 mis ojos se hacen trizas
 
 mi arcilla que fue indócil se hace añicos
 
 hay ojeras de niños bajo el puente, sembríos de pobreza
 
 bocanadas de frío,
 
 fogonazos de muerte entre las razas
 
 
 
 VI
 
 
 
 Acuaticé en la vida para buscar mi sombra
 
 a dónde voy ahora?
 
 A dónde irá mi GRITO en estampida?
 
 A quien puedo contar mis aventuras?
 
 Flores de soledad y escarcha en un atajo de lianas
 
 garza en pantano gris de los cementos
 
 A quién puedo contar si no es al VIENTO
 
 con alas de pañuelo
 
 
 
 VII
 
 
 
 En el amplio esplendor del firmamento
 
 mi corazón se hace cóndor
 
 para revolotear sobre la humana voz de mi palabra.
 
 En ese desmenuzar de sensaciones
 
 hipotecadas
 
 En ese despertar de mis vivencias
 
 la magia está flotando perceptiva
 
 redescubro jardines de lo incierto
 
 en la hondonada de mis páginas indómitas.
 
 Las HISTORIAS escritas en el Cordón de Plata
 
 son burbujas de besos en vaivenes
 
 las ideas, gaviotas almizcleras,
 
 la libertad un Mar con blanduras de Océanos
 
 
 
 VIII
 
 
 
 Acumulando olvidos y promesas
 
 acelerando sueños en el jardín de los POEMAS
 
 de irrealidades frutecido,
 
 en el Ritual de danzas primitivas
 
 dejé mi marca en el espacio y en el trigo,
 
 me liberé de filamentos
 
 para reproducir mis sueños
 
 en el país de los rocíos...
 
 
 
 IX
 
 
 
 El capullo luminoso de mi piel
 
 entreabrió sus pupilas
 
 desde la nacarada esencia de la brisa
 
 pude olfatear el trino de los pájaros
 
 la naturaleza vestida de luciérnagas...
 
 Ebria de dicha
 
 la llave de lo interno
 
 ABRIO el antes LABERINTO, sin salida,
 
 la esfera circular de la razón se me hizo A-L-A-S
 
 vistióse de misterios y horizontes
 
 y ALLI
 
 pude crear
 
 indagar
 
 escarmenar y SER
 
 me reinventé yo misma, salí de mi corteza
 
 la percepción voló
 
 hacia la cima-anaranjada de gacelas.
 
 
 
 X
 
 
 
 Mi SER
 
 Estuvo justo al alcance de mis dedos
 
 y pude penetrar
 
 ser liebre de la espesura
 
 y desnudarme ante el espejo de mis pensamientos
 
 mariposas pintadas sin palabras
 
 jilgueros cortejando las violetas
 
 
 
 XI
 
 
 
 En mantras de soledad inexorable
 
 escuchando solfeos de cigarra
 
 me convertí en loba
 
 desplazando su aullido
 
 a la montaña
 
 Mi aullido envió un mensaje a los sonidos
 
 se acrecentó el dominio de las formas
 
 pintando la cadera de la tierra con pinceles de rosas
 
 Me puse a caminar de "puro goce"
 
 sobre rubios jazmines de alegría
 
 Caminé con los oídos
 
 para escuchar mis pasos
 
 
 
 La magia de la VIDA
 
 redescubrió facetas misteriosas
 
 que yacían ocultas en el costado de mis días
 
 
 
 El mundo de mi PIEL, se ilusionó en su entorno
 
 fluyó el manantial de tu fogata
 
 cual lluvia de locuras,
 
 fuimos dos soñadores
 
 en la íntima Entidad de lo Prohibido
 
 cosechando secretos ancestrales
 
 engendrando cadencias renovadas
 
 vuelos de colibrí
 
 sobre la flor sensual de lo infinito.
 
 
 
 XII
 
 
 
 En la cóncava entraña de mis sueños, retorno al centro de mi SER
 
 el tuyo contempla mi llamarada inextinguible
 
 los dorados imanes brotando en alas
 
 inhalo luz para tu corazón y el mío.
 
 
 
 Se abrió la lucedad
 
 brotó del cielo
 
 El cántaro mostró su corazón
 
 de amor y de mazorca,
 
 el poder ilimitado de la rosa
 
 encendió la cósmica- pupila -del renuevo
 
 mientras
 
 las aguas mansas inundaron
 
 de anhelos
 
 el volcán que me nació del paraíso
 
 derramando semillas
 
 desde mis manos a la tuyas
 
 para sembrarlas
 
 y hacerlas florecer en la caricia:
 
 Náceme
 
 muéreme, incéndiame
 
 bifúrcame
 
 abrázame, siémbrame, anhélame
 
 inúndame, coséchame.
 
 Porque es así
 
 que me ornamento de paisajes reverdecidos
 
 en el torrente de tus aguas.
 
 
 
 XIII
 
 
 
 Y ahora qué ¡ La vida
 
 descalza
 
 y en puntillas mi alma asoma al sol
 
 para mirarte
 
 Y ahora que?
 
 me abandono a la orilla de tu hechizo
 
 kaskabel de sonrisa.
 
 Y ahora qué?
 
 He vuelto a renacer
 
 En el nido de alondra cantarina
 
 En el trigal dormido de la brisa
 
 En la memoria de abejas picanderas
 
 En el polen de peces y pesares
 
 Panal, ternura y agua
 
 
 
 XIV
 
 
 
 Así
 
 Ya caminante del camino
 
 que no tiene linderos
 
 puedo explayar mi ilimitado
 
 deseo de libertad apasionada
 
 en tu paisaje
 
 en el misterio
 
 en el horizonte que no tiene final
 
 y volver a mi INSOMNIO
 
 que regresa cansado de su origen
 
 a insomniar de nuevo.

Este artículo tiene © del autor.

2860

Comentar este artículo

   © 2003- 2018 Mundo Cultural Hispano

 


Mundo Cultural Hispano es un medio plural, democrático y abierto. No comparte, forzosamente, las opiniones vertidas en los artículos publicados y/o reproducidos en este portal y no se hace responsable de las mismas ni de sus consecuencias.

Visiteurs connectés : 3

Por motivos técnicos, reiniciamos el contador en 2011: 3709599 visitas desde el 16/01/2011, lo que representa una media de 407 / día | El día que registró el mayor número de visitas fue el 25/10/2011 con 5342 visitas.


SPIP | esqueleto | | Mapa del sitio | Seguir la vida del sitio RSS 2.0