Portada del sitio > LITERATURA > Artículos literarios > El Bello Habano
Grabar en formato PDF Imprimir este artículo Enviar este artículo a un amigo

El Bello Habano

Del burdel al palacio...

Yordán Rey Oliva

Cuba



El Bello Habano: del burdel al palacio...

Por Yordán Rey Oliva
Fotos Tamara Gispert

Con la rubia cabeza de Fonseca / Iré a Santiago / Y con el rosa de Romeo y Julieta / Iré a Santiago. Aunque en muchas ediciones del poema lorquiano, Son a Santiago de Cuba. Se tergiversa el verdadero sentido de estos versos finales, ya no es un misterio para los lectores que el autor de Romancero Gitano se refería con ellos nada menos que a nuestro querido tabaco cubano, único e inigualable y a cuya historia y defensa el escritor Reynaldo González se ha dedicado en un exquisito volumen presentado hoy por la editorial Letras Cubanas en el espacio de esta Feria Internacional del Libro. El Bello Habano, como bien dice su autor, es la biografía íntima del tabaco, recorriendo los “siglos en que el hombre se connaturalizó con un placer que cambió sus costumbres y compartió aventuras”.

 Zoila Lapique, Premio Nacional de Ciencias Sociales 2002, y a quien debemos ya un título sobre el tema llamado La mujer en los habanos",  dio a conocer a los presentes cómo esta edición cubana de El Bello Habano es superior en diseño a la que se hizo ya en España. Y no podría ser de otra manera pues esa hoja misteriosa, que ha pasado entre manos y labios de “descubridores de América, frailes de aldea, dignatarios, papas, artistas, piratas, rameras y filósofos” sólo adquiere verdadero sabor, olor y textura cuando es alimentada en nuestro suelo y torcido por las habilidosas manos de nuestros tabaqueros.

El doctor Miguel Barnet, director de la Fundación Fernando Ortiz, presentó el volumen con estas palabras: “cuando uno había creído que ya todo sobre el tabaco estaba dicho, cuando estábamos convencidos de que no quedaban resquicios por donde su humo embriagador escapara, el autor ha construido una Catedral con sólidos pilares que aún testimonian tradiciones”

Recorriendo fuentes principales y de obligada consulta como el Contrapunteo cubano del tabaco y el ázucar de Fernando Ortiz, El tabaco y su historia en Cuba de José Rivero Muñiz, y obras literarias como El Monte de Lydia Cabrera, El siglo de las luces, Rayuela entre otros, Reynaldo Gonzáles nos ofrece en una “bella tabaquera descrita en ilusiones metafóricas” esta joya que combina la historia social con la aventura literatura.

La importancia de este volumen radica en que Reynaldo logra evitar toda polémica en cuanto al tabaquismo y el antitabaquismo para centrarse en la gran importancia cultural y social que ha tenido el habano desde su descubrimiento.

El Bello Habano de Reynaldo viene a decirnos “de la maravillosa aventura de la hoja amerindia, emblema de una cubanía que con ella adquiere resonancia Universal”, declara Barnet. “El tabaco esparció por el mundo el hálito de un nuevo espíritu meditador, crítico y hasta rebelde, es ritual de comunión nunca antes visto... vino a cumplir la misma función universal de beber de un mismo vino o compartir un mismo pan en la mesa. Y así ha sido siempre en América y entre Europeos y Africanos.

Reynaldo, “con su erudición y espíritu burlón”, al decir del novelista Manuel Vázques Montalbán, escribió este libro como “despedida” luego de haber consumido tabaco durante catorce años. Y si en verdad no sugiere su consumo, si regala  su “compañía”.  Tanto así que no podemos, luego de voltear las páginas, evitar cierta tentación misteriosa por probar un Cohiba, o uno de esos famosos Romeo Julieta del verso español.

Lejos están los tiempos en que Don Bartolomé de las Casas escribiera: “Esta hierba tienen los indios por cosa muy preciada y la crían en las haciendas y heredamientos de sus amos (...) porque dicen que cuando dejan de trabajar y toman el tabaco, se les quita el cansancio.” Aún así, la imagen del tabaco ha trascendido, incontaminada, hasta estos días. Así lo demuestra esta genial “biografía íntima” que nos regala, una vez más con su magistral pluma, Reynaldo González.

Acceda a un capítulo de El Bello Habano publicado en CubaLiteraria

 
 

Este artículo tiene © del autor.

663

Comentar este artículo

   © 2003- 2015 MUNDO CULTURAL HISPANO

 


Mundo Cultural Hispano es un medio plural, democrático y abierto. No comparte, forzosamente, las opiniones vertidas en los artículos publicados y/o reproducidos en este portal y no se hace responsable de las mismas ni de sus consecuencias.

Visitantes conectados: 7

Por motivos técnicos, reiniciamos el contador en 2011: 3334890 visitas desde el 16/01/2011, lo que representa una media de 613 / día | El día que registró el mayor número de visitas fue el 25/10/2011 con 5342 visitas.


SPIP | esqueleto | | Mapa del sitio | Seguir la vida del sitio RSS 2.0