Portada del sitio > APUNTES DE LINGÚÍSTICA > Letras hermanitas
Grabar en formato PDF Imprimir este artículo Enviar este artículo a un amigo

Letras hermanitas

valcazar@fundeu.es



De esas incertidumbres, sin embargo, se libra la mayor parte de los españoles, porque esa pronunciación, que a nosotros nos suena mezclada con jota y de (jd), para ellos resulta en casi todos los casos muy habitual: «conjdierto», «canjdión», «lápijd», «vorajdes», que equivaldrían a nuestros «concierto», «canción», «lápiz» y «voraces». Resultarían, por ejemplo en los verbos, palabras como «pertenejdco», «conojdco», «padejdco» y «hajder», que sonoramente escribiríamos «pertenezco», «conozco», «padezco» y «hacer».

Cualquier americano que hable español tomaría como pretexto esa falta de distinción sonora entre la zeta y la ce, por un lado, y la ese, por el otro, cuando escriben erróneamente una infinidad de palabras con estas letras. No obstante, nuestros siempre bien acogidos hermanos de la península Ibérica sí logran establecer esta diferencia, porque aun antes de llegar a este mundo quizás ya han escuchado expresiones como «corajdón, najderás en marjdo» («Corazón, nacerás en marzo»).

Para redondear y darles elementos de orientación a los lectores que nacieron en el único continente que une por tierra el Polo Norte con el Polo Sur, y hablan la lengua de Miguel (El Inmenso), aclaro que las letras zeta y ce son hermanitas. Por favor, por ahora, vamos a posponer la aclaración acerca de la paternidad de estas.

Un truquito bastante útil ayuda a considerar la escritura de algunas palabras que llevan estas letras para relacionarlas con aquellas que son derivadas. Por ejemplo, si ya sabemos que verbos como «enternecer», «reconocer», «perecer», «padecer» y muchísimos más se escriben con ce, pues, al modificarlos en su conjugación, cambian a zeta. Atentos: de zeta a ce, o de ce a zeta. Para nada mezclemos aquí la letra ese. Entonces, si decimos «enternecer», al conjugar el verbo quedará «enternezco», «enternezca», y así con los demás:

«reconocer» («reconozco» o «reconozca»), «perecer» («perezco» o «perezca»), «padecer» («padezco» o «padezca»). O la orden para ejecutar acciones con el verbo «hacer» (con ce): «Haz tu tarea» (cambia a zeta).

Otras personas se confunden un poco cuando aparecen ciertos adjetivos que terminan en un sonido que (otra vez) a nosotros los hablantes del español americano nos resultan iguales. Y sonoramente sí son iguales, pero en la escritura debe notarse la diferencia. Por ejemplo, «dantesco», «quijotesco» (¡qué lindo adjetivo!), «grotesco» (¡qué feo!). Estas palabras no son verbos, sino adjetivos; por eso, deben escribirse con ese.

Desde este punto de vista, los motivos para cometer desaciertos en el uso de nuestra lengua parecen ser mayores para nosotros, los americanos, que para los herederos directos de Hispania. A pesar de ello, el «esfuerjdo» por superar este «tenajd» problema apenas demanda «jdierta» «conjdentrajdión». ¿Se entendió?

Citemos ahora el caso de algunos sustantivos y adjetivos que terminan en zeta en su forma singular: «doblez», «veraz», «fugaz», «pertinaz», «nariz», «secuaz», «haz», «voraz», «capaz», «feliz», «juez», «actriz», «lombriz», «pez», «barniz», «invalidez», «estupidez», «palidez» o «vejez». Por supuesto, hay muchísimos más, pero dejemos solo estos a manera de modelos.

Cuando es necesario pluralizar palabras como estas, basta con convertir la zeta en ce (por eso son hermanitas) y luego añadir las letras e y ese, de acuerdo con las normas de la Real Academia Española.

Entonces, esas mismas palabras, en plural, serán las siguientes: «dobleces», «veraces», «fugaces», «pertinaces», «narices», «secuaces», «haces», «voraces», «capaces», «felices», «jueces», «actrices», «lombrices», «peces», «barnices», «invalideces», «estupideces», «palideces» o «vejeces».

Por eso, quizás los prejuicios populares resultan tan simpáticos. Por ejemplo, cuando se cae un zapato, una persona dice: «Me están pensando por la letra ese». «Ese debe de ser el César», responde otra. 

Con vuestro permiso.

Ver en línea : http://www.fundeu.es/noticia/letras...

Este artículo tiene © del autor.

14

Comentar este artículo

   © 2003- 2015 Mundo Cultural Hispano

 


Mundo Cultural Hispano es un medio plural, democrático y abierto. No comparte, forzosamente, las opiniones vertidas en los artículos publicados y/o reproducidos en este portal y no se hace responsable de las mismas ni de sus consecuencias.

Visitantes conectados: 22

Por motivos técnicos, reiniciamos el contador en 2011: 3402119 visitas desde el 16/01/2011, lo que representa una media de 559 / día | El día que registró el mayor número de visitas fue el 25/10/2011 con 5342 visitas.


SPIP | esqueleto | | Mapa del sitio | Seguir la vida del sitio RSS 2.0