Portada del sitio > LITERATURA > Poesía > INTENSIDADES DE REFLEXIÓN
Grabar en formato PDF Imprimir este artículo Enviar este artículo a un amigo

INTENSIDADES DE REFLEXIÓN

Valentín Justel Tejedor

España



AL SILENCIO


Desnudo, solemne y sonoro silencio
se te escucha en la noche
se te oye en la madrugada
como un cántico lejano, laso y azabache.


Eufónico, hueco y connotativo silencio
se te escucha en la soledad
se te oye en el adiós
como un cántico interior, inmenso y profundo


Semántico, expresivo y audible silencio
se te escucha en los bosques
se te oye en los páramos
como un cántico primaveral, temporal y colectivo.


Melancólico, mágico y acústico silencio
se te escucha en el mar
se te oye sobre el cielo
como un cántico celeste, suave y pausado.


Dramático, tétrico y ausente silencio
se te escucha en la muerte
se te oye en el dolor
como un cántico triste, eterno y elegíaco.


Hermoso sincero y frágil silencio
se te escucha en las altas cumbres
se te oye en el fondo de los océanos
como un cántico aéreo, sumergido y  relajado


Nostálgico, sublime y vivo silencio
se te escucha  en el infinito
se te oye en la proximidad
como un cántico tenue, solitario y desvalido.


Grave, hermético y cerrado silencio
se te escucha al soñar
se te oye al reflexionar
como un cántico cercano, incólume e inminente

Transitorio, permanente e integro silencio
Se te escucha en el tiempo
Se te oye en el espacio
Como un cántico anacrónico, sinérgico e invisible

Evasivo, efugio y  circunstancial silencio
Se te escucha en la huida
Se te oye en el vacío
Como un cántico equívoco, difuso e inerte


FORESTAL


Eternas y ardientes eran las llamas
que abrasaban campos, bosques y montes
eternas hasta el lejano horizonte
calcinando troncos, hojas y ramas.


Arrasando el tomillo y la jara
consumiendo cardos y coníferas
devorando nidos y madrigueras
devastando los juncos y las varas


Eternas y ardientes eran las llamas
que enrojecían la tierra que tu amas,
tornándola negruzca, estéril y yerma


poblándola de miseria y pobreza
privándola de hermosura y belleza
llenándola de llanto, pena y merma.


 VIDA EFÍMERA


Vida fungible, breve y pasajera
llena de alegrías y de tristezas
llena de inseguridad e incertezas
llena de inviernos y de primaveras.


Pero, después de nuestra vida será
igual nuestra inerte naturaleza
continuará su fuerza y su viveza,
o bien, se perderá toda ella entera.


Vida fungible, breve y pasajera,
fugaz, nunca eterna, siempre efímera
arrastras hasta el mismísimo abismo


las emociones y los silogismos
¿Dime lo que hay antes y después de ti?
¿Dime lo que hay antes y después de mi?


 HEBRA DE LINO


Vida viva, latente, intensa, inmensa...
tu bien conoces tu triste destino
tu, bien reconoces tu amargo sino
vida breve, laxa, fugaz y densa


que te estiras, te dilatas y tensas
como el frágil y endeble hilo de lino
insignificante, delgado y fino
que tan sólo se afloja y se destensa


cuando rompe, cuando se quiebra la hebra,
pero nuestro hilo ya nunca más se enhebra
se pierde, desaparece junto a otros


al lado de tantos y tantos otros
que el frecuente uso rasga y desgasta
y que la inesperada suerte aplasta

Este artículo tiene © del autor.

714

Comentar este artículo

   © 2003- 2015 MUNDO CULTURAL HISPANO

 


Mundo Cultural Hispano es un medio plural, democrático y abierto. No comparte, forzosamente, las opiniones vertidas en los artículos publicados y/o reproducidos en este portal y no se hace responsable de las mismas ni de sus consecuencias.

Visitantes conectados: 6

Por motivos técnicos, reiniciamos el contador en 2011: 3311931 visitas desde el 16/01/2011, lo que representa una media de 767 / día | El día que registró el mayor número de visitas fue el 25/10/2011 con 5342 visitas.


SPIP | esqueleto | | Mapa del sitio | Seguir la vida del sitio RSS 2.0